La violencia intrafamiliar y los feminicidios han aumentado en esta pandemia

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define como violencia de genero todo aquel acto de violencia que pueda tener como resultado un daño físico, sexual o psicológico. Además, define la violencia intrafamiliar como el tipo de violencia que ocurre entre miembros de una familia y que puede tener lugar en el entorno doméstico o incluso fuera de él.

A raíz de la pandemia que dio inicios en el mes de marzo del presente año 2020, las cifras de aumento de violencia intrafamiliar y de violencia de genero han aumentado. La Vice Fiscal general, Martha Janeth Mancera, afirmó que la violencia intrafamiliar es el delito más denunciado en lo que va corrido de este año, la fiscalía ha registrado más de 60.000 denuncias y que 107 mujeres han sido víctimas de feminicidios.

Para este tipo de casos de violencia el Ministerio de Salud y Protección Social ha generado una ruta de atención integral para víctimas de violencias, esta ruta se entiende como el conjunto de acciones articuladas que responden a los mandatos normativos que garantizan la protección de las víctimas, su recuperación y la restitución de los derechos.

Teniendo en cuenta lo anterior, EPS AMBUQ al brindar servicios de salud para personas que han sido violentadas también activa un proceso o protocolo específico que consiste en:

  • Inicialmente el caso es remitido desde las IPS primarias, la fiscalía, comisarías de familia, ICBF, etc.
  • Se debe verificar la información personal, de donde son, familiares o contactos cercanos.
  • Se realiza la activación de la ruta y se remite el caso a la entidad encargada.
  • El área de Salud proporciona los servicios necesarios para la víctima, es decir, consulta, valoración, remisión a psicología y psiquiatría.
  • Por medio de las IPS se realizan los exámenes y pruebas que sean necesarias dependiendo el tipo de violencia y se realiza la remisión a protección.
  • Luego se saca a la víctima del entorno y se lleva a un lugar seguro (Hogares de paso).
  • Se les hace entrega de medicamentos.
  • Se realizan planes y tratamientos ambulatorios o remisiones de ser necesarias.
  • Se realizan revisiones en distintos tiempos: 15 días primera revisión, al mes segunda revisión, a los 3 meses tercera revisión, a los 6 meses cuarta revisión y la última revisión se realiza al año. En estas revisiones se hacen seguimientos, exámenes especializados incluidos psicología o psiquiatría.

Considerando que cada caso es único y particular por las condiciones de las víctimas y el tipo de violencia presentado este proceso se realiza con la finalidad de lograr que estas personas puedan reintegrarse de manera oportuna y con condiciones de salud mental óptimas e involucra a todas las entidades corresponsables en materia de salud, protección y justicia.

La Psicóloga Gisella Guzmán de AMBUQ, explica que debemos inclinarnos por la tolerancia, la unión familiar, el dialogo y darles solución a los procesos necesarios dentro de la familia; la experta recomienda que el distribuir las responsabilidades del hogar, hacer actividades, ejercicios, no saturarse de información y concentrarse en convivir fomenta a que la convivencia familiar sea más agradable.

Desde EPS AMBUQ tenemos habilitados canales de atención por medio de los cuales pueden reportar este tipo de casos, como la línea de apoyo psicológico 3138070905 o marcar a la línea 018000914625 opción 8. Además, contamos con hogares de paso en los que las victimas pueden acudir luego de tener una medida de distanciamiento entregada por un comisario de familia, estos hogares cuentan con un abordaje psicológico, terapéutico y funcional.